Por favor, seleccione su país e idioma:

Volver
Asiático
Europa
América Latina

¿No encontró su país región y su idioma? Visite nuestra página web global: English

Note

The page you are navigating to is not optimized for mobile devices.
Do you want to proceed?

Proceed

Por favor, seleccione su país e idioma:

¿No encontró su país región y su idioma? Visite nuestra página web global: English

ES
Contacto

España

España

Cambio de una bieleta estabilizadora rota

reparación en el taller + sustitución

¿Cómo suena una bieleta estabilizadora rota?

La función de las bieletas estabilizadoras, también llamadas barras de acoplamiento

Se encargan de transmitir las fuerzas de torsión entre la carrocería y el chasis hasta la barra estabilizadora del eje correspondiente. En función del diseño del eje delantero o trasero, conforman la conexión necesaria para lograr una interacción óptima entre el guiado de las ruedas y la barra estabilizadora. Se minimiza así la inclinación lateral del vehículo en los giros, para garantizar una adherencia segura a la carretera.

Se encargan de transmitir las fuerzas de torsión entre la carrocería y el chasis hasta la barra estabilizadora del eje correspondiente. En función del diseño del eje delantero o trasero, conforman la conexión necesaria para lograr una interacción óptima entre el guiado de las ruedas y la barra estabilizadora. Se minimiza así la inclinación lateral del vehículo en los giros, para garantizar una adherencia segura a la carretera.

¿Bieleta estabilizadora defectuosa?

Síntomas

Durante la conducción, las siguientes señales pueden ser indicativas de una bieleta estabilizadora defectuosa:

  • Ruidos metálicos y golpeteos en carreteras irregulares
  • Manejo impreciso del vehículo
  • Inclinación más pronunciada del vehículo en los giros

Si se encuentran defectos en la bieleta estabilizadora, deberá sustituirse como se describe a continuación.

Nota: Las imágenes usadas en este consejo práctico y el procedimiento descrito para la sustitución de la bieleta estabilizadora en un Mercedes Benz C220 (S204) son solo ejemplos y pueden variar según el fabricante del vehículo y el diseño del eje.

Durante la conducción, las siguientes señales pueden ser indicativas de una bieleta estabilizadora defectuosa:

  • Ruidos metálicos y golpeteos en carreteras irregulares
  • Manejo impreciso del vehículo
  • Inclinación más pronunciada del vehículo en los giros

Si se encuentran defectos en la bieleta estabilizadora, deberá sustituirse como se describe a continuación.

Nota: Las imágenes usadas en este consejo práctico y el procedimiento descrito para la sustitución de la bieleta estabilizadora en un Mercedes Benz C220 (S204) son solo ejemplos y pueden variar según el fabricante del vehículo y el diseño del eje.

Cómo sustituir

una bieleta estabilizadora rota:

1. Eleve el vehículo y retire las ruedas delanteras.

Consejo: Revise siempre ambas bieletas estabilizadoras y sustituya las dos si es necesario.

2. Rocíe eliminador de óxido sobre las tuercas de fijación de la bieleta estabilizadora y déjelo actuar unos minutos.

1. Eleve el vehículo y retire las ruedas delanteras.

Consejo: Revise siempre ambas bieletas estabilizadoras y sustituya las dos si es necesario.

2. Rocíe eliminador de óxido sobre las tuercas de fijación de la bieleta estabilizadora y déjelo actuar unos minutos.

3. Afloje la tuerca inferior de fijación de la bieleta estabilizadora a la barra estabilizadora y retírela.

Consejo: Si empieza a girar el perno esférico, sosténgalo con una herramienta adecuada.

4. Presione la bieleta estabilizadora hacia fuera de la barra de torsión.

3. Afloje la tuerca inferior de fijación de la bieleta estabilizadora a la barra estabilizadora y retírela.

Consejo: Si empieza a girar el perno esférico, sosténgalo con una herramienta adecuada.

4. Presione la bieleta estabilizadora hacia fuera de la barra de torsión.

5. Afloje la tuerca superior de fijación de la bieleta estabilizadora a la columna de suspensión y retírela.

Consejo: Si empieza a girar el perno esférico, sosténgalo con una herramienta adecuada.

5. Afloje la tuerca superior de fijación de la bieleta estabilizadora a la columna de suspensión y retírela.

Consejo: Si empieza a girar el perno esférico, sosténgalo con una herramienta adecuada.

6. Presione la bieleta estabilizadora hacia fuera de su soporte en la columna de suspensión.

6. Presione la bieleta estabilizadora hacia fuera de su soporte en la columna de suspensión.

7. Inserte la nueva bieleta estabilizadora en la columna de suspensión.

7. Inserte la nueva bieleta estabilizadora en la columna de suspensión.

8. Apriete la bieleta estabilizadora para fijarla a la columna de suspensión con el par de apriete especificado por el fabricante del vehículo.

Consejo: Asegure el perno esférico con una herramienta adecuada para que no gire.

8. Apriete la bieleta estabilizadora para fijarla a la columna de suspensión con el par de apriete especificado por el fabricante del vehículo.

Consejo: Asegure el perno esférico con una herramienta adecuada para que no gire.

9. Inserte la nueva bieleta estabilizadora en la barra estabilizadora.

10. Apriete la bieleta estabilizadora para fijarla a la barra estabilizadora con el par de apriete especificado por el fabricante del vehículo.

Consejo: Asegure el perno esférico con una herramienta adecuada para que no gire.

9. Inserte la nueva bieleta estabilizadora en la barra estabilizadora.

10. Apriete la bieleta estabilizadora para fijarla a la barra estabilizadora con el par de apriete especificado por el fabricante del vehículo.

Consejo: Asegure el perno esférico con una herramienta adecuada para que no gire.

11. Vuelva a montar las ruedas delanteras. Baje el vehículo y apriete los tornillos de rueda con el par de apriete especificado por el fabricante del vehículo.

Consejo: Aunque la sustitución de la bieleta estabilizadora no afecta directamente a la configuración de la suspensión, le recomendamos revisar la configuración del eje y ajustarla en caso necesario tras los trabajos en la suspensión.

12. Realice una prueba en carretera para finalizar.

11. Vuelva a montar las ruedas delanteras. Baje el vehículo y apriete los tornillos de rueda con el par de apriete especificado por el fabricante del vehículo.

Consejo: Aunque la sustitución de la bieleta estabilizadora no afecta directamente a la configuración de la suspensión, le recomendamos revisar la configuración del eje y ajustarla en caso necesario tras los trabajos en la suspensión.

12. Realice una prueba en carretera para finalizar.

Nuestros productos

Centro de preferencia de privacidad

Su privacidad

Cuando visita un sitio web, este puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Esta información puede ser sobre usted, sus preferencias o su dispositivo y se utiliza principalmente para lograr que el sitio funcione como se espera. La información generalmente no lo identifica en forma directa, pero puede brindarle una experiencia web más personalizada. Como respetamos su privacidad, puede optar por excluir algunos tipos de cookies. Puede hacer clic en los diferentes encabezados de categoría para obtener más información y cambiar nuestra configuración predeterminada. Sin embargo, si bloquea algunos tipos de cookies, su experiencia de uso en el sitio se puede ver afectada y también los servicios que podemos ofrecerle.

Cookies obligatorias

Estas cookies son necesarias para que nuestro sitio web funcione correctamente. Por tanto, no se pueden desactivar en nuestros sistemas. Como norma general, estas cookies solo se instalan como respuesta a sus acciones, por ejemplo, cuando establece sus preferencias de protección de datos o llena formularios. Usted puede bloquear estas cookies, por ejemplo, mediante la configuración de su navegador. En ese caso, algunas funciones de la página no se ejecutarán. Estas cookies no almacenan ninguna información personal que pueda identificarlo como individuo.

Cookies de desempeño

Estas cookies nos permiten contabilizar las visitas y las fuentes de tráfico con el fin de medir el desempeño de nuestro sitio web y mejorarlo. Al reconocer cómo se mueven los visitantes por el sitio web, podemos determinar qué páginas y contenidos son más populares que otros. Todos los datos recogidos por estas cookies se agrupan y, por lo tanto, son anónimos. Si se desactivan estas cookies, no podemos determinar cuándo abrió nuestro sitio web y no podemos controlar el desempeño del mismo.

Más información

Su privacidad

Cuando visita un sitio web, este puede almacenar o recuperar información en su navegador, principalmente en forma de cookies. Esta información puede ser sobre usted, sus preferencias o su dispositivo y se utiliza principalmente para lograr que el sitio funcione como se espera. La información generalmente no lo identifica en forma directa, pero puede brindarle una experiencia web más personalizada. Como respetamos su privacidad, puede optar por excluir algunos tipos de cookies. Puede hacer clic en los diferentes encabezados de categoría para obtener más información y cambiar nuestra configuración predeterminada. Sin embargo, si bloquea algunos tipos de cookies, su experiencia de uso en el sitio se puede ver afectada y también los servicios que podemos ofrecerle.

Cookies obligatorias

Estas cookies son necesarias para que nuestro sitio web funcione correctamente. Por tanto, no se pueden desactivar en nuestros sistemas. Como norma general, estas cookies solo se instalan como respuesta a sus acciones, por ejemplo, cuando establece sus preferencias de protección de datos o llena formularios. Usted puede bloquear estas cookies, por ejemplo, mediante la configuración de su navegador. En ese caso, algunas funciones de la página no se ejecutarán. Estas cookies no almacenan ninguna información personal que pueda identificarlo como individuo.

Cookies de desempeño

Estas cookies nos permiten contabilizar las visitas y las fuentes de tráfico con el fin de medir el desempeño de nuestro sitio web y mejorarlo. Al reconocer cómo se mueven los visitantes por el sitio web, podemos determinar qué páginas y contenidos son más populares que otros. Todos los datos recogidos por estas cookies se agrupan y, por lo tanto, son anónimos. Si se desactivan estas cookies, no podemos determinar cuándo abrió nuestro sitio web y no podemos controlar el desempeño del mismo.